Cómo prepararse para un viaje largo en avión

Escuchar el Artículo
viajes largos en avión

Tips para vuelos de largas distancias

Para saber cómo afrontar un viaje largo en avión veamos consejos para antes del vuelo:

  • Practica caminatas de media hora una semana antes del vuelo.
  • Duerme una hora más todos los días.
  • Si eres fumador, reduce la cantidad de cigarrillos que te fumas todo lo que puedas.
  • Disminuye la cantidad de alcohol y café que ingieres.
  • No te planifiques nada para el día antes del vuelo.
  • Prepara el equipaje y los documentos con 24 horas de antelación.
  • Si te resulta viable, toma un baño con masaje hidrostático unas horas antes de partir el vuelo.
  • Mete al equipaje de mano un buen libro, algunas revistas o pasatiempos que te serán útiles en el viaje.
  • Todas estas medidas tienen como finalidad que llegues lo más relajado, descansado y preparado posible para el viaje.

Trucos para el vuelo

  • No te atiborres de alimentos, come solo lo necesario para mantener tus energías y no consumas más de una copa de bebidas alcohólicas o una cerveza (esto te protegerá del jetlag, que es una sensación de cansancio y otros efectos que pueden originarse en un vuelo que atraviese distintas zonas horarias).
  • Tómate un vaso con agua cada una hora (para combatir el efecto que ocasiona el aire demasiado seco en el interior del avión y que se diluya la adrenalina en el sistema circulatorio).
  • Tómate una aspirina cada 12 horas para prevenir el Síndrome de la Clase Turística en aviones (trombosis intravenosa profunda y tromboembolismo pulmonar), si padeces de trastornos estomacales usa aspirina la aspirina con protección.
  • Mueve las extremidades inferiores frecuentemente, estira las piernas, da un paseito al baño y aséate, todo esto para estimular la circulación sanguínea y evitar el entumecimiento de las extremidades.
  • No uses lentes de contacto o al menos échate unas gotas de lágrimas artificiales.
  • Evita usar maquillaje.
  • Si escuchas música trata que sea de un ritmo tranquilo y relajante que nivele tu actividad eléctrica cerebral.
  • Léete el buen libro, hojea revistas interesantes o resuelve interesantes pasatiempos que anteriormente habías guardado en tu equipaje de mano.
  • Usa la ropa más cómoda posible, holgada. El calzado igual debe ser cómodo, nada de tacones altos. Unas zapatillas son perfectas.
  • Asegúrate de ir al baño poco antes de partir el vuelo, una vez despegue la nave pueden transcurrir hasta media hora hasta que autoricen a soltarse los cinturones de seguridad.
  • En una pequeña bolsa debajo del asiento ten guardado todo lo que puedas necesitar en el vuelo para que te sea más fácil localizarlo, no olvides una pequeña linterna de bolsillo, el antifaz para taparte los ojos cuando vas a dormir, etc.
  • Si durante el vuelo atraviesan zonas de turbulencias coloca la almohada, la manta o un abrigo entre el cinturón de seguridad y la barriga. Esto atenúa las desagradables sensaciones de los cambios gravitatorios.
  • Recuerda que la parte del avión menos ruidosa y tranquila es la que se encuentra del ala hacia la cabeza.
  • Si te da un ataque de ansiedad llama sin falta a la aeromoza para que te auxilie, ellas saben que hacer en esos casos y te aseguro que resolverán tu problema.
  • Antes ruidos extraños y maniobras inesperadas puedes preguntar pero tratando de mantener el orden y no hacer cundir el pánico.

¿Qué hacer ante un ataque de ansiedad en un vuelo?

  • Controlar la respiración, trate de aminorar su ritmo y estabilizarla. Expire por más tiempo que el que aspire y haga una respiración abdominal.
  • Relaja los músculos, observa que partes del cuerpos tienes tensionadas y muévelas o frótalas hasta que desaparezca la contracción.
  • Recuerda escenas felices, tranquilas y divertidas.
  • Medícate de acuerdo a las orientaciones de tu facultativo, en caso contrario pedir ayuda a la tripulación.
Siguiendo todos estos consejos estoy seguro que tu viaje te parecerá mucho más corto y placentero.

Video

Deja un comentario

error: Content is protected !!